Fotografía infantil

La fotografía infantil es diferente, es especial, como todo trabajo en el que haya niños de por medio.

Para hacer fotografía infantil es importante tener en cuenta sobre todo un solo factor, los tiempos los marcan los niños. Podemos estar media hora como todo el día mañana y tarde para conseguir sacar esas fotos, al fin y al cabo sabemos que un niño puede pasar de estar alegre, contento, triste o aburrido en cuestión de segundos.

Por eso siempre digo que en mis sesiones no hay tiempo, lo importante es el resultado, porque el tiempo que tarde en realizar las fotografías es solo eso tiempo, pero lo realmente importante que para mi es que el resultado de la misma sea el mejor posible.

Es importante en los niños no darles la sensación de que estamos solamente para hacer una fotos, tenemos que darle la sensación de que hemos venido a jugar y, además, también a sacar las fotografías.

estas fotografías se pueden realizar tanto en estudio como en exterior.

En estudio intento realizar algún juego con el que interactuar con el niño o niña.

En exterior busco una localización junto con los padres en el que el niño se vaya a sentir cómodo y que pueda tener distracciones que le hagan olvidarse de la cámara.

Todo ello con el fin de que el niño o niña se lo pase bien y juegue, no quiero que el niño se centre en que tiene que mirar a la cámara sino ser yo el que busque su mirada con mi cámara.

Por último acabo dando el revelado a las fotografías, mimando cada una de ellas, invirtiendo una media de 30 minutos por fotografía, para conseguir esa fotografía perfecta que todos queremos tener, tanto yo como fotógrafo, como la persona que se retrata.

Quieres realizar una sesión de fotos infantil, ponte en contacto conmigo y te aclararé cualquier duda que puedas tener.

info@ruben-ibanez.com

648 03 28 94 – 633 47 65 20